Madres invisibles

up3_breves_madres_invisiblesHace apenas cincuenta años ser madre soltera en nuestro país era sinónimo de vergüenza, exclusión social, pobreza y soledad. Afortunadamente, en estas cinco décadas, la sociedad española ha evolucionado y, aunque todavía queda mucho camino por recorrer en términos de protección social para este tipo de familias (aún hoy, uno de los colectivos más vulnerables) las madres solas ya no tienen que esconderse ni avergonzarse.

Por desgracia, para muchas mujeres del mundo – y para sus hijos- esto no es así. En Marruecos, apenas a  14 kilómetros de nuestras costas, las madres solteras son consideradas delincuentes: las relaciones extramatrimoniales están penadas con entre 1 mes y 1 año de cárcel y, aunque en la práctica esas sanciones al Código Penal no se ejecuten, conllevan la condena del repudio y la exclusión social. A sus hijos, que no pueden llevar el apellido de su madre salvo que un hombre de la familia lo autorice, se les sigue llamando bastardos y, desde que nacen, están abocados a la pobreza ya que sus madres no tienen acceso a ayudas económicas ni pueden reclamar una pensión alimenticia al padre. La insoportable presión social  a la que estas mujeres están sometidas y que muchas veces es ejercida en los propios hospitales donde acuden a dar a luz, provoca que 24 niños sean abandonados diariamente por sus madres o que un 13% de las mujeres que deciden acabar con su embarazo muera durante los abortos realizados en la clandestinidad.

Esta cruda realidad es la que quiere desvelar el periodista gaditano Lorenzo Benítez con su documental Madres Invisibles, cuyo proyecto acaba de ser seleccionado como finalista en Cannes por el jurado del Mipdoc International Pitch, uno de los eventos de coproducción de documentales más importantes del año. Lorenzo Benítez, Helena Madico y el resto de su equipo pretenden hacer visible una realidad “humana y universal”, sin juzgar ni ahondar en el drama de estas mujeres, sino “dando una visión en positivo” por lo que también quieren contar con el testimonio de “personal sanitario, juristas, autoridades y colectivos en defensa de los derechos de las mujeres”, como el colectivo 100%Mamás que actualmente trabajan por la igualdad de hombres y mujeres en el país magrebí. El proyecto de documental transmedia, en fase de investigación y preproducción, acaba de abrir una iniciativa de crowfunding en verkami que solicita la colaboración de todos nosotros para que las madres solteras y sus hijos puedan “superar la condena social […]que les castiga al repudio, la pobreza y la violencia”.